FANDOM



La Invasión de Zant (Zant Invasion en inglés) es el nombre de una invasión a gran escala, ideada por Zant, el rey usurpador del Crepúsculo, lanzada contra la tierra de Hyrule. Hace aparición en The Legend of Zelda: Twilight Princess.

Zant Controla el Crepúsculo

Artículo principal: Derrocamiento de Midna

Más de un siglo después del exilio de los Twili, el Reino Crepuscular entró en un período de inestabilidad política, cuando un malvado Twili llamado Zant usurpó el trono a la legítima heredera, la princesa Midna. Zant había sido un sirviente de la Familia Real del Reino Crepuscular, y le llenó de amargura el hecho de no ser el elegido como sucesor. Con la ascensión de Midna al trono, Zant se volvió emocionalmente inestable y se deprimió severamente. En este estado fue abordado por el espíritu de Ganondorf, quien se hizo pasar por un dios y le ofreció un intercambio; él daría a Zant el poder para tomar el trono por la fuerza, y una vez Zant fuese el gobernador del Reino Crepuscular, liberaría a Ganondorf de nuevo en Hyrule.

Zant transformó a los Twili en Seres de las Sombras y atacó el Palacio del Crepúsculo, donde derrocó a Midna por la fuerza y la transformó en una "criatura traviesa". Zant también sello los soles, la fuente de luz en el crepúsculo, en el Palacio de Crepúsculo, dejando la tierra sumida en la oscuridad.

La Invasión

Zant abrió la puerta entre los dos mundos, y usó sus poderes mágicos para envolver las áreas que conquistaba en el crepúsculo. Zant primero debilito a tres de los cuatro Espíritus de la Luz que habían sido los responsables de desterrar a los a sus antepasados, los Intrusos, en el Reino Crepuscular hace mucho tiempo. Envió a sus bestias de la sombra para robar su luz y dividirla entre una multitud de insectos crepusculares que se dispersarían por las provincias.
Ciudadela Invasión Zant TP
El ejército Twili conquistado provincia tras provincia con facilidad hasta llegar al Castillo de Hyrule.

El ejército Twili eventualmente llegó hasta las puertas de la fortificada Ciudadela de Hyrule. Sin problemas entraron en la sala del trono, siendo desafiados por los valientes soldados que inútilmente trataron de detenerlos. Zant llegó ante la mismísima Princesa Zelda, a la que presentó un ultimátum; rendirse o morir.

Zelda, no queriendo arriesgar la vida de su pueblo contra obstáculos aparentemente imposibles, dejó caer su espada en señal de rendición. El crepúsculo surgió del Castillo de Hyrule y cubrió la tierra, causando que la mayor parte de la población Hylian tomara la forma de un espíritu, sin darse cuenta de lo que les había sucedido. Con esto, la tierra estaba bajo Zant y el control de su amo Ganondorf.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.